domingo, 23 de septiembre de 2018

Bolillos

DentellièreSoyotte.jpgEs mediodía. Por las ventanas dejamos entrar algo de la luz del sol, porque, aunque el otoño ha llegado hace unas horas, sigue haciendo calor, mucho calor.

Como la madre está haciendo bolillos, ella también coge un pequeño bolillero y empiezan a hacer, madre e hija, encaje de bolillos. El sonido de los pequeños bolillos entre sus deditos empieza a llenar el salón.Un sonido de madera pausado, precioso y antiguo,  de ahora y de antes. Pero más que el sonido, me sorprende la capacidad y la paciencia de mi hija con su edad, en una labor, para mí, casi imposible.

Mientras la observo siguen cambiando los bolillos de sitio en un ritmo casi constante para poner, pasado un tiempo y algunos sonidos más, un nuevo alfiler.


con cinco años
sus primeros bolillos –
calor de otoño

domingo, 22 de abril de 2018

Accésit XII Concurso Haiku Biblioteca UCLM



viento en las ramas...
caminar de espaldas
al atardecer

domingo, 31 de diciembre de 2017

miércoles, 18 de octubre de 2017

Limpió las hierbas (haibun)

Dejo el coche y salgo a andar por un camino que sé donde me lleva. Hay una pequeña altitud cuando comienzo a caminar y se ven los campos de La Mancha, divididos entre el amarillo de la recién finalizada siega y el marrón de la tierra labrada. No hay uniformidad, salvo arriba, en la claridad absoluta del cielo, totalmente azul, sin una sola nube. Llego a un paraje donde hay un riachuelo. Hay un riachuelo porque lo sé y porque lo escucho débilmente, pero solo al llegar a él. Casi no lleva agua…ni sonido. Las copas de los chopos comienzan a amarillear en este incipiente otoño. Sigo subiendo y diviso la casa a la que voy. No sé de quién es. Solo sé que está allí y que desde el primer momento me sorprendió. Tiene un gran porche con unos bancos forrados de azulejo azul. Nunca me he encontrado a nadie, tampoco esta vez. Me siento en uno de los bancos y observo el horizonte, mezcla de amarillo, marrón y azul y escucho y observo como la brisa mueve las hojas de un pequeño olmo. La última vez que fui era verano y estaba cubierto de hierbas secas…

limpió las hierbas
el dueño de la casa –
brisa otoñal

miércoles, 20 de septiembre de 2017

4º Concurso de Senryu

Con este senryu he sido finalista en el 4º Concurso de Senryu dedicado a la Feria de Abacete:

Leyenda ferial:
quedaron en el Pincho
y se encontraron

Feria de Albacete 2014. Puerta de Hierros del Recinto Ferial de Albacete 5.jpg

Imagen tomada de wikipedia.

Siendo el ganador, mi compañero y amigo José Ángel Cebrián con este maravilloso senryu:

en esta feria,
la última en recogerse
la luna llena

Creo que esta imagen del V Certamen de Fotografía de la Feria de Albacete enlaza perfectamente con el senryu de José Ángel.

Aquí se puede leer los senryus de los cinco finalistas.

sábado, 29 de abril de 2017

Tanka de Ki no Tomonori



hana no ka wo
kaze no tayori ni
taguete no
uguisu sasou

shirube ni wa yaru

Regalaré 
al viento por compañía
el olor de las flores del ciruelo
y lo enviaré
para invitar a la curruca.


Ki no Tomonori (850 - 904)

(Traducción del francés, no del japonés. Imagen tomada de Wikipedia).

Haiku 117




tras las campanas
otra vez el silencio
en el claustro





Tercer premio en el XI Concurso de Haiku de la Biblioteca de la UCLM

jueves, 12 de enero de 2017

Haiku 116



atardecer -
en las ramas del almendro
el sol de invierno

lunes, 26 de diciembre de 2016

Haiku 115





noche fría...
las luces de un arbolito
que nadie mira